lunes, 20 de marzo de 2017

La Tumba de Jesucristo recobra su esplendor.

                        
Las obras de restauración del Edículo y la Cúpula han terminado a tiempo en la Iglesia de la Santa Sepultura y, a partir de ahora, podrá verse el color,
la textura, las inscripciones y los frescos.